img
Fecha: mayo, 2016
Un año de abandono de una docena de perros en Llíria
Arturo Checa 17-05-2016 | 9:11 | 0

ACTUALIZACIÓN: Tras la publicación de este post, a las pocas horas de circular ya por las redes sociales y ser difundido por varias protectoras y defensores de los animales, al parecer desde el Ayuntamiento de Llíria (según fuentes vecinales, porque oficialmente desde el Consistorio no confirman nada) se procedió al rescate de siete de los perros (cuatro cachorros y tres adultos), que fueron trasladados a una perrera. Otros tanto quedaban aún dentro. Uno de ellos con la pata rota.

 

 

Lo que aquí se cuenta hoy sólo puede ocurrir en un país como España. En Europa no se hubiera permitido durante tanto tiempo una situación de desamparo para una docena de perros, al mismo tiempo que un potencial peligro para decenas de vecinos y residentes en una zona de chalés de Llíria. Pero ha pasado. Y todo indica que sigue pasando, porque desde el Ayuntamiento de Llíria no confirmaban ayer si los perros habían sido decomisados o no. Es tan sencillo como crudo: una docena de perros abandonados a su suerte en una propiedad vallada del municipio valenciano, con sus dos propietarios aquejados de una enfermedad mental y fuera de casa por hospitalización de la mujer, con los canes incluso devorándose entre ellos mismos, escapando de la parcela y amenazando con morder a alguien que pase por la zona. En resumidas cuentas, enloqueciendo fruto de la dejadez y falta de humanidad del Ayuntamiento de Llíria, entidad a la que le corresponde actuar.

Los perros, hacinados en Llíria.

 

Tenemos conocimiento de estos hechos tras la denuncia presentada por dos protectoras de la zona, que nos hacen llegar también las fotos, tomadas por ellos mismos, casi jugándose la vida ante el riesgo de ser atacados por la desesperada jauría. Las protectoras son Asia y Adopta-Salva una vida. Más de un año llevan denunciando los vecinos los hechos. Y, según aseguran, el argumento de Consistorio es que sin localizar a los dueños no pueden actuar. Y mientras los perros se encaminan hacia la muerte.



Ahora callo yo y dejo la palabra a las dos protectoras, Asia y Adopta-Salva una vida, para que a través de su propia denuncia relaten los hechos…

El día 25 Febrero del 2016, presentamos una denuncia ante el Seprona y el Ayuntamiento de Llíria. Las protectoras de animales Asia y Adopta-Salva una vida fuimos alertadas por los vecinos, que ya habían presentado una denuncia sobre el mismo caso ante el Ayuntamiento el 16 de agosto de 20015. El caso trata sobre un hombre y una mujer que tienen en su parcela y encerrados en su casa un numero muy grande de perros adultos y cachorros, en mal estado, que paren sin control y viven sin las mínimas condiciones de higiene y salud publica. Los perros se escapan y atacan la gente que pasa. La situación es algo caótica y desbordada.

A esta misma pareja hace cinco años, ante la indiferencia de las autoridades, varias protectoras le decomisaron 40 perros en estado deplorable. Desde el mes de Febrero que presentamos la denuncia, nos hemos reunido dos veces con el concejal al que le corresponde este caso, afirmándonos que se estaba actuando. Sabemos que ya el Seprona y la Policía Local hicieron su informe y lo derivaron al Ayuntamiento, que es a quien corresponde actuar.

La semana pasada ante la alarma de los vecinos porque los perros se encontraban en total abandono, ya que los ocupantes de la vivienda llevaban cinco días fuera, con perros encerrados ladrando desesperadamente y perros saltando las vallas, volvimos al Ayuntamiento a solicitar actuación de urgencia. Nos recibió el secretario. Nos aseguró que actuarían inmediatamente. Sabemos que el técnico de medio ambiente con la policía, visitó la vivienda para entregar orden de entrada y decomiso, sin encontrar a nadie. Supusimos que ante esto solicitarían una orden ante un juez para decomiso inmediato.

Pero no es así. Luego nos informaron de que volverían a visitar la vivienda por si podían localizar a sus ocupantes. Si no tendrán que publicar en el BOE, esperar a que se agoten los términos de publicación para poder actuar y decomisar los perros. Quizás cuando ese día llegue, los perros se hayan muerto ya.

Los vecinos están desesperados de ver la situación. Nosotras somos protectoras pequeñas sin refugio y sin capacidad para albergarlos, no podemos entrar al lugar por que incurriríamos en un delito. Y entre nuestros casos, la falta de dinero que vivimos y la impotencia, estamos desbordadas.

La realidad es que esta situación se alarga cada día mas, con excusas. Hay afirmaciones de los vecinos de que los perros no tienen alimento ni agua, de que han presenciado perros comiendo a otros perros muertos, perras pariendo y cachorros muriendo. Esto no puede dilatarse mas por formulismos administrativos o la tragedia sera peor.

Ver Post >
SOS por Atena
Arturo Checa 05-05-2016 | 8:55 | 0

Atena, atendida en el veterinario.

Atena cumple una semana de vuelta a la vida, el tiempo que ha pasado desde que Michel Nebón rescató a esta preciosa podenca junto a la A-7 en Silla, supuestamente tras ser arrojada desde un coche en marcha. Hoy sigue con su salvador. Y aún necesita ayuda, además de una familia de adopción. Aquí va la llamada de auxilio que Michel ha colgado en su Facebook. ¡Ayudemos! Os dejo con Michel.

 


¡SOS!

¡Necesitamos 40 ampollas de GLUCANTIME para tratar a ATENA!

Hemos visitado con ella el veterinario, y aunque ya ha engordado en solo una semana 1 kilazo,
seguimos teniendo el problema de su leishmania. Nos necesita para poder recuperarse completamente. ¡Se lo merece!

No hay GLUCANTIME en las farmacias, por lo que necesitamos vuestra ayuda para conseguirlo o ayuda económica para comprarlo.

Ya ha empezado la nueva vida de ATENA, ¡¡¡¡démosle un último empujón para que sea todo lo feliz que merece esta luchadora!!!!

IBAN ES79 3058/2015/81/2720004100
SWIFT / Código BIC CCRIES2AXXX
Titular: Miguel Nebon Huerta

Paypal: michelnebon@hotmail.com

Ver Post >
La voz de los podencos
Arturo Checa 03-05-2016 | 8:56 | 0

 

He sido cazador. Empiezo por ello, porque quizás es algo que choque a los que habitualmente me leen en estos lares digitales. ¿Y qué hace un tipo que ha disparado a animales, con un blog en el que manifiesta su amor a los animales? Eso se pregunten tal vez muchos. Pero debo decir que hay pocos mayores amantes de los animales que un buen cazador. Un cazador responsable y moderado, no un furtivo ni uno de esos que disfruta llenando su morral o sus presillas de decenas de perdices o codornices.

He sido cazador, sí. Cierto es que sólo un año. No lo dejé por falta de afición, sino por falta de tiempo. Una liebre, una perdiz y creo que alguna torcaz se pueden contar entre mis víctimas. No creo que mis acciones causaran ninguna extinción. Como también creo que pocos ecologistas hacen una labor mayor por la conservación del medio ambiente que los cazadores. Los responsables, insisto. Sin la caza no hay control de predadores como zorras o de grandes animales que dañan cosechas, como los jabalíes. O de poblaciones muy indicadas a extenderse con facilidad y causar también daños a la naturaleza, como conejos. El lunes mismo, los cazadores de la Comunitat alertaban de que la falta de permisos por parte de la Generalitat para cazar predadores estaban amenazando la fauna y la flora. Ahí está la ímproba al mismo tiempo que mal vista labor de los cazadores. Injusto, se lo digo yo.

Y como he sido cazador también he sido testigo directo de los claroscuros que hay en el trato de los cazadores a sus perros. Los hay que los adoran, que les dan una vida plácida y de cuidados para que luego sean fieles rastreadores de las piezas en el campo. Que los cuidan como si fueran casi seres humanos y que lloran su muerte como la de un miembro más de la familia. Que se lo digan a maestros en esto de entender y narrar a los perros como Pérez Reverte.

Y los hay también desalmados. Los cazadores, digo. Humanos sin alma que hacen malvivir a los animales, que les hacen dormir al raso mientras hiela, que los alimentan mal y que cuando no corren tras la liebre o la codorniz, los encierran o abandonan en cercados y corrales en los que se los comen las pulgas y en los que la comida maloliente y putrefacta se amontona aquí y allá. Eso lo he visto yo con mis propios ojos. O que los matan de un disparo o los ahorcan cuando ya son viejos. De eso también sabe un rato Pérez Reverte.

En esto se llevan buena parte de sufrimiento galgos y podencos. Es la raza más abandonada, maltratada y vejada por los cazadores. Los malos, insisto. Me consta que son la excepción, pero son los que dan mala fama al colectivo. Y como la pesadilla de galgos y podencos no cesa, por eso he decidido dar eco a la marcha que el pasado fin de semana se celebró en Londres, Glasgow y Manchester. En ella se decide dar voz a los podencos, hablar en su nombre para pedir el fin del maltrato a estos animales.

Sólo en Londres se reunieron casi 200 personas, acompañados de 50 perros, ingleses y españoles, para acabar en la embajada inglesa entregando un documento para pedir el fin del maltrato. Supe de la marcha tras publicar la historia de Atena, la podenco abandonada junto a la A-7 en Algemesí, y después de pedirme Michel Nebón, su rescatador, la traducción del post en inglés para difundirlo entre los integrantes de la marcha. Y después fue Polly Mathewson, una de las impulsoras de la marcha, la que me hizo llegar la información de la marcha y algunas de las fotografías que acompañan a este post.

Dice Polly que el maltrato que sufren podencos y galgos en España es bien conocido fuera de nuestras fronteras. Que muchos amigos suyos se niegan a viajar a nuestro país al tener noticia del abandono de canes. A mí me duele que no se conozca el lado muy positivo de la caza, pero sobre todo me duele que los perros sufran. NO AL MALTRATO DE PERROS, de podencos, galgos o los que sean. Ya sabéis lo que dice el lema: ELLOS NO LO HARÍAN.

 

 

 

 

 

 

 

Ver Post >