Las Provincias
img
LA DEFENSA PASIVA
img
Carlos Pajuelo | 02-11-2017 | 07:56

LA DEFENSA PASIVA

       “En peu de pau” es el mantra que han puesto en marcha los que se aprestan a defender el soberanismo en la calle.

         Para que se produzca una acción defensiva se ha de asumir que “a priori” hay una de guerra; por lo tanto, parece evidente que, a manera de guerrillas urbanas pacíficas, algunos grupos han decidido entrenarse en la resistencia pasiva.

         Lograr que la acción de defensa pasiva sea eficaz necesita de algún entrenamiento y eso ya está en marcha, según una noticia leída por mí.

           Villanueva y Geltrú ha acogido en su seno las primeras lecciones.

         Se han dotado de un catálogo de consignas organizando sentadas y enseñando técnicas que dificulten a los que, armados con los mandatos judiciales correspondientes, intenten cumplir con las órdenes dadas.

         La regla número uno orienta al participante en el sentido de no realizar movimiento alguno frente a las fuerzas del orden. Nada de empujones, provocaciones inútiles o intentar conseguir adhesión mediante la entrega de un clavel en plan revolución de los claveles en Portugal. Nada. Solo esperar la violencia del otro y a continuación denunciar.

         Se ha pasado a tomar la calle con figuras físicas que molesten, dificulten el desalojo como es el sentarse con los brazos entrelazados con el de al lado, creando una red de telaraña enmarañada. No es lo mismo desalojar a uno que a 5 o 10 entrelazados.

         Yo no estoy en contra de las huelgas fundamentadas.

          Me ha parecido leer también como hace años los obreros japoneses que querían mejoras sociales se ponían en la cabeza un pañuelo blanco y comenzaban la huelga trabajando más y seguían después trabajando fuera del horario´.

         Tenemos, creo, una mentalidad distinta.

Aquí se organizan “talleres” que se autocalifican de “talleres de ciudadanía” que entrenan el gesto- valorando la expresión serena y una mirada inexpresiva, pero de inequívoca determinación (parece difícil expresarse y no hacerlo al mismo tiempo)

Nada de pelo suelto, piercings, collares etc. y si logran separarte del grupo cesa en toda resistencia abandona tu cuerpo “hazte el muerto” porque así se pesa más.

         El asunto pinta mal y eso que según los datos la economía ya se resiente con mano de obra parada o con riesgo de paro

Sobre el autor Carlos Pajuelo
Profesor emérito Universidad, escritor , publicitario y periodista. Bastante respetuoso con los otros. Noto la muy mayoría de edad física. Siempre me acuerdo de aquello de "las horas hieren y la última mata" y para aquel que trate de averiguar que significa esto ; cada uno que crea y piense lo que quiera