Las Provincias

img
2012
img
Fernando Giner | 31-12-2011 | 10:12

Hoy acaba el 2011. Ha sido un año perdido en términos de recuperación. Primero las Autonómicas, después las Generales, aún quedan las andaluzas, y con tanta elección hemos tenido que esperar hasta el penúltimo día del año para ver actuar al Gobierno que , en principio, nos sacará de la crisis.

Las medidas que presentaron ayer nos indican como será el 2012, como mínimo, en  el primer trimestre,: Muy duro. La austeridad estará presente por todas partes. No hay más remedio que apretarse el cinturón y rebajar el déficit.

¿Por qué es tan importante el dichoso déficit? Porque los mercados ya no están dispuestos a financiar infinitamente a los deudores y la deuda sólo se puede pagar de dos formas: o ingresando más o gastando menos. Queda la tercera vía que es dejar de pagar, pero de momento España está trabajando sobre las dos primeras.

Como ves, apreciado amig@ de Vivir sin Jefe, tenemos, pues, que apretarnos el cinturón y bajarnos los pantalones a la vez. Y eso es muy complicado.

En resumen, No podemos solucionar un problema de deuda con más deuda.

 Por ello, vienen las medidas de auteridad:

1.- Congelación de salario mínimo interprofesional. De acuerdo , si y sólo si, se congelan todos los sueldos. El motivo lo produce la necesaria competitividad que precisamos cara al exterior y esto es , de facto, una devaluación interna. antes cuando teníamos la peseta era más fácil, pero, hoy , con el euro, sólo es posible hacerlo vía salarios y trabajando más.

2.- Aumento pensiones. Excelente!!. El Estado del bienestar es posible si se racionalizan los gastos.

3. Reducción de gastos corrientes. Perfecto: Si las familias y las empresas no hemos ajustado, ¿por qué no debe hacerlo la Administración Pública?.

4.- Aumento de IRPF. No fue lo que se dijo en la Campaña Electoral. 

En definitiva, tenemos un 2012 duro y empezará peor que el 2011, pero, pienso que acabará mejor. Pienso que después de verano podremos empezar a ver los “brotes verdes” y a tener alguna alegría aunque la recuperción no será meteórica, sino en forma de dientes de sierra y muy lenta.

Así, pues, Feliz 2012, con turbulencias y temporales, pero, sabiendo que estamos haciendo lo que toca y que, lo lógico, es que veamos los resultados.

Gracias por leerme como cada semana y hasta la próxima.