Las Provincias

img
#13
img
Fernando Giner | 26-12-2013 | 19:36

 

Es innegable que la sociedad y las formas de trabajo se han transformado durante estos años de crisis. La situación económica actual ha propiciado que muchas personas hayan puesto en marcha sus propios negocios y se hayan convertido en lo que llamamos emprendedores. Así pues, el nuevo reto al que nos enfrentamos es a conseguir que todos estos proyectos se desarrollen y que sus dirigentes evolucionen y se conviertan en empresarios. Ahí está ahora el desafío, en conseguir que el emprendedor sea algo más que un aventurero, un romántico trabajador por cuenta propia que disfrute de vivir sin jefe y que alcance el rango de empresario generador de riqueza de forma estable.

En este contexto, he querido aportar mi granito de arena y compartir algunas ideas que creo que pueden ayudar a los que se encuentran de pronto al frente de una empresa. Llevo muchos años trabajando en contacto con pymes, ya sea como directivo o como formador y asesor, así que he cometido muchos errores pero, por encima de todo, he aprendido muchísimo. De esta voluntad nace una nueva guía, 13 errores (demasiado frecuentes) en nuestra pyme.

Esta nueva publicación está dirigida a todos aquellos que se encuentran inmersos en este proceso de convertirse en empresarios, así como a aquellos empresarios que ya tienen su empresa en funcionamiento y que trabajan, como auténticos héroes anónimos, para mantener y sacar adelante sus negocios. Con los 13 errores que enumera el libro, quiero invitar a los empresarios a ser más reflexivos sobre la estrategia empresarial que siguen y a ser más conscientes de que no están solos en el mundo, sino que viven y tienen sus negocios en un mundo globalizado, algo que hay que tener muy en cuenta.

Nos ha tocado vivir un proceso, además de una recesión económica. El mundo está cambiando muy rápidamente y eso significa que la sociedad ha dejado de ser previsible. Hoy en día, la labor de dirigir una empresa implica interpretar inteligentemente este proceso de transformación y liderar la cultura y la mentalidad de la organización empresarial en este sentido. La adaptación debe ser una constante en nuestro plan de trabajo, debemos siempre tener la capacidad de levantarnos después de cada caída y de seguir adelante. Así pues, la palabra clave en este momento histórico es ACTITUD. Sólo con trabajo y constancia no es suficiente para salir adelante, por supuesto que son necesarios, pero no se bastan. Lo que es imprescindible es tener actitud.

Entre los 13 errores más frecuentes que se dan en las pymes y que abordo en esta nueva guía, se encuentran por ejemplo algunos de tipo estratégico, como no tener en cuenta que vivimos en una sociedad en transformación y que no podemos dar por bueno, sin más, lo que hizo a la empresa ganar dinero el año anterior, o el no prestar suficiente atención a nuestros clientes, que cada vez más se están revelando como actores relevantes en el proceso productivo. También hay errores de personal, como no otorgar la suficiente importancia a la formación, entendida como arma para mejorar la empleabilidad de los trabajadores, o no hacer circular la información libremente entre todos los empleados de la empresa, lo que imposibilita que se sientan implicados y puedan seguir la filosofía empresarial.

Espero que esta guía pueda ser de ayuda y contribuya a que los proyectos emprendedores no se queden solo en eso, en sueños, y se conviertan en algo realmente rentable.

Gracias como cada jueves por leerme y hasta el próximo.