Las Provincias

img
Un año de 13
img
Fernando Giner | 26-12-2014 | 22:11

Desde que en abril de 2013 publiqué el libro 13 principios para emprender, he elegido el 13 como referencia para el desarrollo de artículos y conferencias. Éste era mi número en clase de EGB y siempre me ha resultado simpático. Además, principalmente, cuando expongo mis ideas ante los demás, huyo todo lo que puedo de dogmatismos y sentencias categóricas, por lo que números perfectos, como el diez, o bíblicos, como el doce, me resultan antipáticos. El 13 está bien porque demuestra que, aunque la suerte sigue siendo muy importante en esta vida, juega un papel complementario a la actitud. Estoy convencido de que la actitud y las ganas al final pueden superar cualquier racha de mala suerte que uno pueda tener en la vida.

Además, el número 13 me permite configurar la exposición en tres bloques: seis primeros puntos donde analizo la realidad y diagnostico la problemática; un segundo bloque que me sirve de punto de inflexión, de palanca y de recapitulación de valores para iniciar la acción, y un tercer bloque de otros seis puntos, en los que me inclino hacia propuestas, iniciativas y acciones para resolver la problemática anunciada en el diagnóstico previo. Al final, 13 es la suma de 6+1+6: diagnóstico, inflexión y acción, siempre con una pequeña introducción –al estilo del Rock ‘n’ Roll Animal de Lou Reed– para exponer mi opinión sobre las tendencias y circunscribir los trece puntos que voy a tratar al entorno que estamos viviendo.Así pues, este año 2014 lo inicié con una ponencia para el club Moddos, la presentación de la guía 13 errores (demasiado frecuentes) en nuestra pyme. Como suele ser habitual, se desarrolló en las instalaciones de Capitol Empresa y fue la primera vez que tuve la oportunidad de conocer a su director, el gran Josep Lozano, todo un descubrimiento y un placer para mí. Esta misma ponencia la impartí posteriormente en dos jornadas que organizó la Cadena Ser en Valencia y Alicante. Esta última, divertidísima, fue en la sala de prensa del estadio Rico Pérez, donde pude conocer a directivos y profesionales de gran valor humano.

También he participado, con una versión adaptada al mundo de la moda y el diseño de 13 principios para emprender, en la Valencia Fashion Week, tanto en la edición de marzo como en la de septiembre, celebradas en Las Naves y en el Museo del Carmen, respectivamente. Agradezco a Alex Vidal su plena confianza en mí y le felicito por la última edición, fue una pasada. También recuerdo con mucho cariño haber estado con los jóvenes del Propeller Club de Valencia y su presidente, Iñaki Olaizola, con quienes estuve una tarde debatiendo sobre empresa y economía.

En junio, expuse ‘13 tendencias del consumo’, de nuevo en Capitol Empresa y con el Club Moddos. La ponencia suscitó un interesantísimo el debate muestra del empeño que ponen los miembros del club en todo aquello que tiene que ver con su actividad empresarial. Lo que más admiro de ellos es su unión, su vitalidad y, sobre todo, su humildad, porque son todos de altísimo nivel intelectual. De verdad, Josep Lozano ha realizado un trabajo titánico en esta organización. A finales de este mismo mes fui invitado por el decano de la Facultad de Económicas de la Universidad Católica de Valencia, Juan Sapena, para hablar de las competencias profesionales básicas exigidas, a mi entender, en esta sociedad cambiante. Nuevamente, las concentré en 13 puntos y el 27 de junio las expuse en su sede de Marqués de Campo (1880), en Valencia.

El 5 de noviembre, en el Monasterio de San Miguel de los Reyes, presenté ‘13 aspectos de la economía de la Comunidad Valenciana’, compartiendo mesa con Carmen de Rosa y Francesc Dasí, en un acto organizado por la Asociación de Escritores en Lengua Valenciana. Clausuré tres jornadas de ponencias que han sido recogidas en un magnífico libro que se llama València, clau del comerç.

Diecisiete días después, el 22 de noviembre, la Federación de Centros Católicos de Enseñanza me invitó a clausurar la jornada que conmemoraba sus 25 años de existencia. Fue en el Hotel Balneario Las Arenas, ante un nutrido grupo de expertos en formación, con gran experiencia y, algo fundamental, incuestionable vocación. La ponencia la titulé los ‘13 retos de los centros empresas educativ@s’. Agradezco a su presidenta en la Comunidad Valenciana, Vicenta Rodríguez, la confianza depositada en mí para clausurar un acto tan importante para ellos.

Y por último, antes del puente de la Constitución –o de la Inmaculada–, ofrecí dos conferencias casi consecutivas en las que disfruté de lo lindo. La primera fue el 4 de diciembre, en el Ayre Hotel Astoria Palace, donde prologué a Carolina Punset con una ponencia titulada ‘13 puntos críticos en la educación’. En ella pude exponer todos mis pensamientos, reflexiones y propuestas fruto de más de 15 años de vida académica (como director, como profesor, como tutor, como formador, como estratega, como consejero externo de empresas educativas, etc.). Fue todo un placer. Y por último, el 5 de diciembre intervine en Casa Caridad de Valencia, porque así se me pidió a través de su coordinadora, Eva Aparisi, en el Día Internacional del Voluntariado. Ante casi un centenar de voluntarios de la organización impartí un taller-ponencia en el que quise recoger mis sentimientos y emociones acumulados en más de veinte años de voluntariado en esta ONG. Qué siento cuando llego a la Casa y me encuentro, saludo y hablo con voluntarios que dedican su tiempo de forma constante y en un área concreta de la entidad. Lo quise llamar ‘13 motivos para felicitarte’ y, punto a punto y de manera honesta y sincera, expuse el porqué un voluntario debe sentirse muy orgulloso de lo que hace. Pudores aparte, he podido saber, por los comentarios, correos electrónicos y mensajes de Whatsapp recibidos que a la gente le encantó, cosa que agradezco en el alma porque lo hice con todo mi cariño y saber hacer.

Por último, mi hijo Fernando escribió una poesía en septiembre y le dije que si inspiraba doce más le editaría un libro… Papá Noel le ha dejado 13 poemas de amor.

13, conferencias y talleres, en un año donde he tenido la suerte de colaborar con diferentes instituciones de la sociedad civil valenciana desde las que se me ha llamado y en ningún sitio se me han puesto condiciones ni límites a mis pensamientos y expresiones; en las que me he encontrado con personas que escuchaban cosas que ellos ya sabían, pero que han buscado un tiempo para la reflexión y el análisis, y, sobre todo, en las que he disfrutado del calor y cariño de los demás, de personas de diferente procedencia y actividad profesional, pero con un nexo de unión: ganas e ilusión por progresar y por construir un futuro mejor.

Gracias, como cada jueves, por leerme y hasta el próximo.

Últimos Comentarios

Ignatius J. Reilly 29-03-2015 | 23:14 en:
Autónomos
lucia Colom 12-03-2014 | 23:17 en:
LA ERA DE LA ACTITUD I