Las Provincias

img
Ruinas junto a la Lonja
img
Paco Moreno | 01-07-2010 | 16:27

Menos mal que en la misma plaza hay un par de edificios en rehabilitación porque de lo contrario el panorama sería desolador. La empresa municipal AUMSA asumió la reforma del inmueble de la esquina de la calle Pere Compte, justo enfrente del monumento declarado Patrimonio de la Humanidad. Aquella decisión fue adecuada, ideada por el concejal de Urbanismo, Jorge Bellver, pero sin ningún resultado de momento.

Es el remate de un mal año para el edificio mercantil, donde hay pendientes obras de rehabilitación como el pavimento de la primera planta de la torre y el artesonado del antiguo Ayuntamiento, además de la revisión de los tejados para buscar goteras. Ya no hablo de la recreación de la decoración de la bóveda del salón Columnario, que propuso el equipo de la Politécnica encargado de la restauración. Aquello se guardó directamente en un cajón, a pesar de ser una excelente iniciativa.

Y mientras los autobuses siguen aparcando en la plaza del Mercado. Por cierto, ¿habrá plazas en el parking de Parcent para este tipo de vehículos? Echando la vista al otro lado de la calle,  lo mismo sucede con las ‘covetes’ de la iglesia de los Santos Juanes, algunas con matorrales saliendo entre las piedras. ¿Habrá pensado alguien que la imagen de decandencia y abandono gusta a los turistas? Yo preferiría un entorno peatonal, con vecinos en los edificios ahora ruinosos y con un mayor control de las terrazas de los bares.