Blogs

Carlos Pajuelo

Pajuelo: la chispa

DOMINGO 29. LA POSTA ESTÁ CERRADA

DOMINGO 29. LA POSTA ESTÁ CERRADA

El sábado 28 uno de mis hijos y yo nos fuimos a pasear por la playa a las 8 de la mañana en plan “matiner” y el asunto resultó un éxito por falta de público, salvo un par de pescadores que no se habían estrenado. Paseamos a gusto. Yo me bañé en plan padre casi anciano para que se me viera que estaba en forma. Nada, que con una olita casi no me podía levantar. Cosas de los padres.

Los pescadores me miraban y sonreían. Ya. Yo no me podía levantar, pero ellos, ellos no pescaban nada. Toma.

Yo creo que los peces están avisados entre si y ni siquiera las llisas que suelen navegar de dentro del mar hacia fuera, rompiendo rayos de sol sobre sus lomos y lanzando burbujas que solo los pescadores “al rall” son capaces de vislumbrar y por eso lanzan y observan de medio lado el caer de los plomos de la red.

No venían llisas. Les asusta, digo, el ruido y la gente. Los peces saben.

Lo tengo muy visto durante horas de observación en El Perellonet antes de escribir mi cuento largo o novela cortísima titulada EL PESCADOR DE LLISAS.

Nunca he podido ver esos brillos y esas burbujas y eso que hice amistad con un viejo agricultor-pescador que bajaba con su perro y su bicicleta herrumbrosa a pescar y lo lograba en cantidad apreciable.

Me disgrego. Vuelvo.

Como había sido un éxito la salida nos “convoyamos” para el día siguiente domingo, el 29.

Con eso de los taxis en huelga me entró el miedo de que cualquier día las gasolineras hacen algo parecido y nos entretuvimos poniendo gasolina y saliendo un poco después que el día anterior.

El calor apretaba y nosotros nos decíamos “es la humedad de Valencia”. Collons, con perdón, con la humedad. Nos fuimos por un “entrador” lejano a Pinedo, porque los aparcamientos estaban llenos y eso nos daba mala espina. “Masa gent”.

Al final aparcamos por donde hay una posta sanitaria, cerca del autocine, y allí creo que estábamos todos. Me voy a dar una vuelta, me dice mi hijo y se fue con el calor por el paseo, de suelo casi rojo.

Yo intenté llegar al mar. Imposible. Una apretada fila de sombrillas, en formación casi militar, reforzadas lateralmente por sillas de todos los tamaños y colores que formaban una muralla de 5 metros de espesor me disuadieron. Miré el mar y me volví.

Llevaba una silla de aluminio de poco peso y me senté a la sombra de la posta, en la pared posterior de espaldas a la playa, donde hay pintada una inútil cruz roja de tamaño considerable e inútil, porque la posta estaba cerrada.

Y me dediqué a ver quien pasaba y la gente seguía llegando con su nevera, sus niños y supongo que con bolsas que contenían sandía, tortilla de patata, pisto y paletas para hacer castillos con la arena.

Como estaba allí sentado bajo la cruz roja, un par de parejas, dos mayores y una madre con un niño me preguntaron si yo estaba a cargo de la tal posta.

Estuve a punto de ejercer mi vocación frustrada por la medicina y su ejercicio…pero me retuve. Un día iré y pondré una mesa para tomar la tensión, que yo sé hacerlo muy bien y tengo un “superparato” y pondré un letrero de: “se toma la tensión” “La voluntad” y ese domingo me gano un algo que siempre viene bien ¿No? Y doy un servicio.

He consultado la página del Ayuntamiento y dice que están abiertas las postas. Yo no digo que no, pero Sr. Ribó alguien nos engaña a usted, a mi y a las más de 5000 personas que intentan no tropezar entre si para mojarse los pies. Ese día, y eran las 11 de la mañana, esa posta estaba cerrada.

Volvimos y al recoger el coche esperaban el sitio varios coches para continuar la aventura.

Rompimos el calor con una combinación de aire acondicionado, agua fresca y un “petit” aperitif. Suerte que tenemos.

Temas

Por Carlos Pajuelo

Sobre el autor

Profesor emérito Universidad, escritor , publicitario y periodista. Bastante respetuoso con los otros. Noto la muy mayoría de edad física. Siempre me acuerdo de aquello de "las horas hieren y la última mata" y para aquel que trate de averiguar que significa esto ; cada uno que crea y piense lo que quiera


julio 2018
MTWTFSS
      1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  

Contenido Patrocinado