Las Provincias

img
Sí, deberías hacer sentadillas todos los días
img
Álex Martí | 26-02-2017 | 12:23

Lo más sencillo es lo más efectivo. Los ejercicios básicos usando el propio peso corporal son los más efectivos a la hora de mejorar física y deportivamente: las flexiones, las dominadas, correr, trabajar el core con planchas o hollows… Y, reina entre las reinas, la sentadilla.

El cuerpo humano no está diseñado para pasarse horas ante un ordenador, sentado o desplazándose en vehículo. El ser humano no deja de ser un animal y, en realidad, la sentadilla puede ser hasta una postura de descanso. Tanto es así que en la cultura oriental la sentadilla profunda se usa para descansar y hay varios estudios que indican que es uno de los motivos por los que su calidad de vida es mejor.

 

 

 

 

 

 

Sea como sea, la sentadilla y todas sus variantes es un ejercicio que deberíamos hacer todos los días. Una sentadilla perfecta simplemente consiste en bajar el glúteo rompiendo el paralelo de las rodillas manteniendo el abdomen apretado y desplazando el peso a los talones de los pies, nunca a los dedos, sobre todo si llevas peso. Aunque está la variante de bajar sólo hasta los 90 grados, que también es correcta, es mucho más eficaz romper el paralelo.

1.- Fortalecen TODOS los músculos. Aunque pensemos que son ideales para el tren inferior, que es evidente, la realidad es que ayudan a todo el cuerpo ya que para su desarrollo es necesario activar todo el core y, además ayuda a segregar la hormona de crecimiento que reforzará a todo el cuerpo.

2.- Es muy funcional. Los ejercicios funcionales son, según todos los estudios, los más recomendados ya que te entrenan para el día a día y la sentadilla es fundamental. ¿Por qué no te marcar un tábata con sentadillas a toda la intensidad que puedas?

 

 

 

 

 

3.- Quema más grasa. Las sentadillas activan parte de la musculatura más grande del cuerpo y, por lo tanto, es un ejercicio ideal para fundir la grasa.

4. Más equilibrio y más movilidad. Desde el talón de Aquiles, el tobillo, los cuádriceps o los isquios y glúetos… Vas a ganar fuerza, resistencia y preparar a tus piernas para lo que venga.

5.- Previene lesiones y prepara para el resto de deportes. Practique el deporte que practiques deberías introducirlas porque no sólo va a fortalecer músculos, sino también tendones.

 

Y ya sabes, ante cualquier duda o sugerencia: fitnessandroll@gmail.com

Sobre el autor Álex Martí
Periodista amante del fitness, la nutrición y, sobre todo, hacer deporte por diversión. En este blog descubrirás pequeños hábitos que pueden hacerte sentir mejor de mano de los mejores expertos. Recuerda: las lágrimas te darán compasión, pero el sudor te dará resultados. @alejandrmarti